Solo Perfumes 100% Originales English | Español
Menú

Los frascos más icónicos de todos los tiempos

Junio 07, 2018





Un perfume representa a quién lo lleva, la persona deja una huella imborrable cuando lo usa porque lo identifica y lo hace sobresalir.

Elegir un perfume normalmente se hace por su olor pero así como nuestro cuerpo posee la energía que nos mueve y nos inspira el frasco que contiene la fragancia conserva todo el aroma y reproduce su temple en una botella.
Por eso te mostramos los frascos más icónicos de la historia que marcaron pauta y dejaron huella.

CHANEL Nº 5

A casi un siglo de su creación el 5 de mayo de 1921 la fragancia pensada por Coco Chanel sigue vigente y es toda una revolución en su época, ha sido el elegido de las divas de todos los tiempos, en definitiva un icono de la época.


Chanel más tarde diría, "Esto era lo que estaba esperando. Un perfume como ningún otro. "Un perfume de mujer con olor a mujer".

Su envase minimalista se expone en el MoMA desde 1959. Andy Warhol lo convirtió en un diseño Pop Art y cuando a Marilyn Monroe le preguntaron qué se ponía para dormir ella respondió "Yo solo me pongo Chanel N º 5". Como comprenderá ¡No voy a decir que duermo desnuda!"

Sobria, minimalista y atemporal, esta austera botella fue creada en 1921 por Jean Helleu. De cristal transparente con ángulos recortados y una pequeña esqueta rectangular en la que solo rezaba el nombre del perfume, su elegancia sencilla fue sin duda la clave de su éxito. En 1959 entró en el Museo Metropolitano de Nueva York y en los años 60 Andy Warhol lo utilizó como protagonista en varias de sus obras.

Algunos cuentan que su inspiración se debe a un escanciador de whisky, otros creen que se dejó influenciar por los frascos de Charvet. Pero lo cierto es que entre las distinguidas botellas de los años 20, Chanel Nº 5 fue todo un éxito.


"Opium" de Yves Saint Laurent

La maison Yves Saint Laurent lanzó el perfume en 1977 y acto seguido una coalición de americanos con ascendencia china pidió que se cambiara el nombre por considerarlo poco respetuoso con las Guerras del Opio libradas en China.
El envoltorio perfecto para albergar el aroma mágico en el que encontramos una mezcla de notas de mandarina, cilantro y pimienta.

En la actualidad su diseño ha sido actualizado por Stefano Pilati y Fabien Baron para darle un aspecto más limpio y actual aunque el primer frasco que se creó para Opium, diseñado por Pierre Dinand fue inspirado por los inros, unas pequeñas cajas de madera laqueada que los samuráis colgaban de sus cinturones y en las que cargaban especias, sal, hierbas medicinales y a veces opio y sin embargo el diseño sigue manteniendo el lapón original como referencia al lujo tan característico de Yves Saint Laurent.


"Shalimar" de Guerlain

Shalimar concilia notas de cedro, bergamota, limón, iris y vainilla con un resultado que en palabras del propio Guerlain "implica dejar que tus sentidos tomen el mando".
El perfume Shalimar de Guerlain es fruto de un viaje del diseñador a los famosos Jardines de Shalimar, de los que el perfume toma su nombre.


Jacques Guerlain creó en 1925 esta fragancia, la primera oriental de la historia y cuyo frasco es un pequeño homenaje al famoso templo Taj Mahal, una de las siete maravillas del mundo, que según cuenta la leyenda está inspirado en una historia de amor del siglo XVII en India, en la cual el emperador Sha Jahan se enamoró perdidamente de la princesa Mumtaz Mahai y fue tal su amor que en señal de respeto y para que ésta descansará toda la vida, construyó el templo en su honor.

L'Air Du Temps de Nina Ricci


L'Air Du Temps es una esencia floral en la que destacan el clavel y la gardenia sobre matices de rosa, sándalo o jazmín.
"De la misma manera que se realiza un vestido para acaparar el protagonismo, un perfume está hecho para seducir de una manera más sutil" solía decir Robert Ricci.

Si bajamos en la escala en el ascenso a la provocación llegamos al primer y fructífero intento de la familia Ricci, casa fundada por María Ricci en 1932, por adentrarse en el mercado de los perfumes L'Air Du Temps.

Ideado por Robert Ricci y plasmado por Marc Lalique (famoso vidriero francés) el frasco de este perfume fue creado en 1948. El tapón que representa a dos palomas besándose es un homenaje al amor y fue galardonado como Mejor Frasco de Perfume del Siglo XX por el Gran Prix International du Flacon de Parfum.